Quizá os parezca una tontería, pero las caries en los bebés, es una de esas enfermedades infecciosas a la que apenas se le da importancia y que puede causar verdaderos problemas de salud en los niños, dejándole una imborrable huella para el resto de su vida. Especialmente, a partir del primer año de vida. Sí, habéis leído bien, a partir del año.

Las caries pueden ocasionar problemas de salud en los bebés FUENTE: pixabay.com

Las caries pueden ocasionar problemas de salud en los bebés
FUENTE: pixabay.com

Por ello, creo que es necesario que hoy os hable un poquito de este tema para que todos podamos seguir una serie de pautas, que empiezan en nuestros propios cuidados, y evitar que nuestros pequeños sufran esta enfermedad. De hecho la caries se puede transmitir a través de las cucharas, los vasos o tazas que utilizamos en nuestra casa, al fin y al cabo la caries aparece por la proliferación de unas bacterias que se transmiten a través de la saliva.

Hay muchas formas de evitar estas situaciones y muchas medidas que podemos tomar para prevenir. Os resumo, brevemente, las más importantes:

  • Los padres, especialmente las madres, debemos tener una excelente salud bucal. Es importante que no descuidemos la higiene y las visitas al dentista durante el embarazo, ya que en la misma gestación se pueden estar fraguando los problemas dentales para tu bebé.
  • Limpiad los dientes del bebé, incluso las encías cuando todavía no los tengan. Es importante eliminar todo resto de leche o cualquier otro alimento. Recordad que las leches y zumos que consumen nuestros peques contienen un elevado porcentaje de azúcares, incluida la leche materna. No hay que confiarse en el tema de que van a cambiar los dientes y se pasará el problema, pues seguirá permaneciendo pasándolo a los nuevos. Es muy bueno limpiar las encías con una toallita húmeda, y en cuanto le salgan las primeras piezas utilizar un cepillo suave. Justo el otro día, veía en Chupetitos un set de cepillos dentales par bebés que os puede venir genial sobre esto que estamos comentando. Se trata de un pack, compuesto por un cepillo con cerdas blandas para una limpieza suave; y un cepillo suave y de goma para masajear las encias del bebé. Ambos son de fácil agarre, aptos a partir de los 3 meses, y están fabricados en polipropileno y libres de BPA. Os dejo la foto a continuación para que los veáis.
Set de Cepillos de Dientes de Kidsme para bebés. FUENTE: chupetitos.com

Set de Cepillos de Dientes de Kidsme para bebés.
FUENTE: chupetitos.com

  • No dejéis que vuestros bebés duerman tomando el biberón, ni que lo utilicen durante largos periodos a lo largo del día. Yo, reconozco que esto lo he hecho un montón de veces cuando mi hijo era pequeño, pero la verdad es que lo mejor es que en cuanto podáis, es mejor enseñarles a beber en un vaso normal. Bebiendo de este modo están menos expuesto a los azúcares y a los restos de comida.
  • El agua, mucho mejor, si está fluorada. De esta forma, el flúor ayudará proteger sus dientes de la caries.
  • Controlad la ingesta de dulces cuando ya se van haciendo más mayores. Golosinas, cuantas menos mejor, y las galletas, yogures y otros alimentos, mejor si no contienen azúcar. Y si se las dais con algo de azúcar, a continuación que beban un poco de agua para limpiarse la boca.
  • Y, por último, visitad al dentista con cierta frecuencia. Es importante que antes de los tres años le revise la boca y le ponga una capa de flúor, además de darte los consejos necesarios para su perfecto cuidado.

Espero haberos ayudado, porque esto de las caries, no es ninguna tontería y puede llegar a ser muy molesto para nuestros peques.

Deja un comentario


ocho + = 17