Archive for abril, 2016

Es indudable que se acerca el buen tiempo y salimos a pasear mucho más con nuestros bebés. Y, cuando esto ocurre, seguro que coincidís conmigo en que  nos vienen fenomenal los baberos de bolsillo. Son perfectos para llevarlos en el bolso sin que ocupen sitio y nos proporcionan comodidad tanto para las comidas que los peques hacen fuera de casa como para las babas que les caen como consecuencia de la dentición.

Pues bien, en Chupetitos, que siempre piensan en los padres y en los peques, podréis encontrar un amplio catálogo de baberos, para todos los gustos y utilidades. Si sois de los que prefieres los baberos de silicona con forma de animalitos, enrollables, de tela, fáciles de limpiar (que incluso los podéis meter en el lavavajillas para lavarlos) o sois fans de los baberos personalizables con el nombre del peque, estáis de suerte porque vais a poder encontrar en su web una gran variedad de todos ellos.

Es cierto que uno de los baberos más demandados por los padres de niños pequeños son los de tela. Pues bien, en Chupetitos tienen el Babero Fantasía, perfecto para los bebés recién nacidos, de 0 a 3 meses. Está confeccionado en tela de algodón 100% por la cara delantera y rizo impermeable por la parte trasera; imprescindible para que no se manchen ni se mojen la ropita cuando empiezan con las babas de la dentición. Con tan poco tiempo de vida esto es fundamental en un bebé porque debemos procurar que nunca vayan mojados.

Babero Fantasía de tela para recién nacido que se puede personalizar con su nombre FUENTE: chupetitos.com

Babero Fantasía de tela para recién nacido que se puede personalizar con su nombre
FUENTE: chupetitos.com

Pero si os gustan más los baberos de silicona, en la tienda online de Chupetitos tenéis el modelo Funny de Nikidom, disponible en colores azul, naranja, verde y rosa. Todos, cierre ajustable alrededor del cuello, de tamaño XL para utilizar a partir de los 6 meses, y con bolsillo recoge-migas que permite enrollar el babero para guardar en el bolsillo. Son baberos ecológicos porque no hace falta lavarlos en lavadora, con un paño es suficiente para limpiarlos. Aquí os muestro uno de los modelos, el de color rosa.

Babero de silicona suave Funny de Nikidom. FUENTE: chupetitos.com

Babero de silicona suave Funny de Nikidom.
FUENTE: chupetitos.com

El babero puede ser enrollado para guardar en el bolsillo FUENTE: chupetitos.com

El babero puede ser enrollado
FUENTE: chupetitos.com

Y, por último, os recomiendo los baberos Zoobib de Skip Hop, que también se doblan para guardarse en su propia funda incorporada. Son de un tamaño ideal para niños de 6 meses a 3 años, con las caras divertidas de los personajes de la colección ZOO. La funda que incorporan es perfecta para llevar el babero de viaje, o para guardarlos cuando están sucios. Su material ultra ligero y resistente al agua, los hace muy útiles. También disponen de un bolsillo recoge-migas incorporado y de un cierre de velcro suave. Son totalmente seguros para contacto con la comida, ya que están libres de BPA, PVC y ftalatos. Os dejo, para que podáis verlo, el modelo girafa.

El Babero Zoobib Girafe se dobla para guardarse en su propia funda incorporada. FUENTE: chupetitos.com

El Babero Zoobib Girafe se dobla para guardarse en su propia funda incorporada.
FUENTE: chupetitos.com

No os olvidéis de echar un vistazo a la web si necesitáis un babero. ¡Os va a encantar cualquiera de los muchos baberos que hay!

Cuando los bebés se van acercando a la edad de los dos años, de repente empiezan a desarrollar una preferencia por estar con su mamá y hay veces que, incluso, rechazan a papá. Sólo quieren ir con mamá y que mamá les ayude a todo, que mamá les bañe, les vista, que mamá le ayude a comer. Aún así papás, no debéis tomároslo a mal porque los niños cambian mucho, y es normal que se sientan más cerca de uno u otro progenitor en función de la etapa evolutiva en la que se encuentran.

En el fondo, los bebés de dos años no es que manifiesten con esa actitud un rechazo hacia su padre, sino que, simplemente, están pasando por una etapa en la que su madre es la única persona que les hace sentir totalmente seguros. Ella es su figura de apego, la vía desde la que va a lanzarse a explorar otras relaciones y es normal que sufran algo de “mamitis”.

Es normal que los bebés que se acercan a la edad de los dos años, de repente empiezan a desarrollar una preferencia por estar con su mamá FUENTE: pixabay.com

Es normal que los bebés que se acercan a la edad de los dos años, de repente empiezan a desarrollar una preferencia por estar con su mamá
FUENTE: pixabay.com

Pero, ¿cómo debemos actuar en ese momento concreto? ¿Tenemos las mamás un papel que desempañar en esa etapa concreta del bebé? La respuesta es clara: Sí, es conveniente ceder por un tiempo las actividades que más divierten al bebé, las que más gustan al peque, al papá que pasa menos tiempo con el niño. Una buena opción puede ser, por ejemplo, el momento del baño, salir al parque o a pasear o que les lean el cuento de antes de dormir. Los fines de semana son momentos ideales para buscar, además, un ratito para los dos solos compartiendo una actividad divertida.

Y como también es probable que los peques se nieguen a realizar esas actividades, no es conveniente forzar la situación, así que si el bebé pide que solo le bañe mamá, el primer día mamá lo meterá en la bañera, pero después papá jugará con él en el agua; más tarde, mamá puede pedirle que le saque de la bañera porque ella tiene que ir a poner la mesa o a contestar el teléfono, y así sucesivamente hasta que la situación sea aceptada. Lo importante es ir poco a poco, pero al bebé le tiene que quedar claro que hay cosas que tiene que hacer con el papá porque él también sabe mejor que nadie lo que necesita. Es decir, que debemos siempre buscar el equilibrio entre forzar (que no es recomendable) y ceder a las exigencias de los pequeños (que tampoco sería lo más adecuado).

Los motivos principales por los que  los bebés de dos años sólo quieren ir con mamá, pueden ser claros y evidentes:

– Porque ha llegado un nuevo hermano o hermana. Este hecho puede descolocar su mundo y provocar celos. El único método que conocen para llamar la atención es dejar que todos sus cuidados (desayuno, lavado de dientes, hora de dormir…) recaigan únicamente en manos de la madre. De hecho, para el bebé, es su mamá la que se ha olvidado de él.

– Porque hayan empezado a ir a la guardería. Después de haber pasado tanto tiempo con mamá es importante ir preparando al niño para la separación. En cuanto entiendan que es una separación temporal y que mamá vuelve, se calmarán.

A veces los cambios en las rutinas habituales de los niños o el inicio de la guardería, puede provocar una dependencia mayor hacia mamá FUENTE: pixabay.com

A veces los cambios en las rutinas habituales de los niños o el inicio de la guardería, puede provocar una dependencia mayor hacia mamá
FUENTE: pixabay.com

 Porque haya una nueva cuidadora. La llegada de una persona nueva a casa requiere su tiempo. Al principio, debemos entender que para el bebé se trata de una desconocida con la que deberá quedarse gran parte de su tiempo. Cuando empiece a ser una persona conocida, que le da cariño y con la que se divierte, entonces se sentirá más tranquilo y no requerirá tanto de la atención de la mamá.

– Porque haya habido un cambio de casa o en las rutinas habituales. Un cambio en os horarios de trabajo de los papis, un cambio en las rutinas de los peques o una mudanza también son situaciones de inseguridad para los más pequeños y esto puede provocarles una necesidad de sentirse seguros, y a estas edades lo más seguro es que se tiren a los brazos de mamá. Si las introducimos con normalidad, poco a poco, se acostumbrarán a ellas.

Pero, no obstante, no olvidéis que todo esto sólo es una etapa en la que aún se muestra inseguro y, de momento, con mamá les resulta todo más fácil. Por eso, es importante no darle mucha importancia a la situación como hemos hecho hasta antes de que el bebé haya cumplido los dos años. Con el tiempo, con mucho cariño y con mucha paciencia todo se pondrá en su sitio. ¡Os lo digo por experiencia!

En los últimos años se está volviendo a apostar por el denominado “contacto piel con piel”: colocar al bebé en contacto con la madre o el padre desde el mismo momento del nacimiento, sin separarles como se hacía antes. Pero es que se ha comprobado que las ventajas del contacto piel con piel cuando nace el bebé son muy numerosas, tanto para el recién nacido como para su madre y su padre. 

Hasta hace pocos años, lo habitual después del nacimiento es que el personal médico se llevara al bebé para limpiarle, hacerle las primeras pruebas o vestirlo y pasaban unos minutos, a veces muy largos,  hasta que de nuevo  la mamá y el papá volvían a ver al bebé recién nacido; algo que se ha  demostrado que genera el estrés, ansiedad y hasta alguna que otra complicación médica. Por esa razón, desde hace unos años se está generalizando en los hospitales el “contacto piel con piel”, también conocido como “método canguro”. 

El contacto piel con piel favorece la lactancia materna y reduce el estrés del bebé FUENTE: pixabay.com

El contacto piel con piel favorece la lactancia materna y reduce el estrés del bebé
FUENTE: pixabay.com

Tal y como explica la web de la Asociación Española de Pediatría, el contacto piel con piel precoz consiste en que, tras el nacimiento, se coloca al recién nacido desnudo y boca abajo sobre el pecho de la madre. Es importante permitirles a ambos mantener dicho contacto, sin interrupciones ni interferencias, al menos hasta que el bebé haya hecho la primera toma de pecho, e idealmente durante todo el tiempo que madre e hijo deseen.

Curiosamente, esta técnica no es fruto de los avances médicos más punteros del mundo desarrollado, sino de la experiencia adquirida con los bebés prematuros en países menos desarrollados que el nuestro, donde a falta de suficientes incubadoras, descubrieron que el contacto estrecho entre las mamás y los recién nacidos prematuros o con problemas de salud favorecía su recuperación y facilitaba que durmieran mejor y ganaran peso mucho antes.

Pero, cuáles son las ventajas del piel con piel para el bebé y para sus padres.

Para el bebé 

  • Un recién nacido desnudo en contacto piel con piel con su mamá o papá (tapado) mantiene mejor la temperatura que uno que está vestido y abrigado en una cuna.
  • Al colocarlo sobre el pecho de la madre, el recién nacido por instinto busca el pezón de la madre, lo cual facilita el correcto inicio de la lactancia materna.
  • Los bebés que practican el piel con piel se sienten más tranquilos después del estrés que supone el nacimiento y duermen mejor.
  • El contacto con la piel de mamá o papá estimula al bebé mejor que cualquier juguete o accesorio; todavía más si también se le habla o se le canta suavemente.
  • El piel con piel también permite que el bebé se impregne de las bacterias de la epidermis de su mamá, lo cual refuerza su sistema inmunitario y previene infecciones. 
El contacto piel con piel aporta una gran cantidad de beneficios y ninguna desventaja FUENTE: pixabay.com

El contacto piel con piel aporta una gran cantidad de beneficios y ninguna desventaja
FUENTE: pixabay.com

 Para la madre y el padre

  • El contacto piel con piel con el bebé después del parto tranquiliza a la mamá y genera endorfinas que reducen el malestar y el dolor posterior al alumbramiento.
  • También permite empezar a crear el importante apego entre la madre y el padre y su bebé. Además, reduce el miedo irracional a no saber cuidar al bebé o hacerle daño sin querer,  que a veces tenemos cuando somos madres y padres primerizos.
  • Favorece que el nacimiento se viva como un momento íntimo y privado de los padres y el bebé, en lugar de un proceso medicalizado e incómodo para sus protagonistas.
  • El piel con piel disminuye el dolor en los pechos que aparece habitualmente en las primeras horas tras el parto debido a la ingurgitación mamaria.
  • Si la mamá no está en condiciones de practicar el piel con piel (por ejemplo debido a la recuperación tras la cesárea) también puede hacerlo el papá u otra persona.

Así que ya lo sabéis. Si vais a dar a luz próximamente, pedid el contacto piel con piel con vuestro bebé, siempre que sea posible, ya que, como veis, es muy importante. Estar con vuestro bebé, no sólo es un derecho que ambos tenéis, sino que además aporta una gran cantidad de beneficios y ninguna desventaja.

Hace unos días encontré en las redes sociales un texto que, al parecer, ya llevaba tiempo circulando con bastante éxito. Se trata de una carta que colgó una pediatra en la puerta de su consulta para que fuera leída por todas las mamás y papás que allí acudían, quizá un poco como respuesta a las muchas dudas que sobre la maternidad se le preguntaban a la doctora.

Lo mejor para el bebé eres tú FUENTE: Blog más allá del Rosa o Azul

Lo mejor para el bebé eres tú
FUENTE: Blog “Más allá del Rosa o Azul”

No cabe duda de que muchas veces nos preguntamos muchas cosas y recibimos también muchos consejos sobre cómo criar a nuestros bebés y la respuesta es muy clara: hay que criarlos con sus madres (y también sus padres) a su lado. Y eso es lo que venía a decir, básicamente, el texto que colgó la médico en su consulta sobre lo que necesitan nuestros bebés, y que ahora os reproduzco para que lo leáis detenidamente y lo compartáis con todas las madres y padres que conozcáis. Aquí va :

Lo mejor no es el pecho.
Lo mejor tampoco es el biberón.
Lo mejor no es que lo cojas.
Lo mejor tampoco es que lo dejes de coger.
Lo mejor no es que lo tumbes así.
Lo mejor tampoco es que lo tumbes del otro modo.
Lo mejor no es que lo tapes de una forma.
Lo mejor tampoco es que lo tapes de la otra forma.
Lo mejor no es que lo abrigues con esto.
Lo mejor tampoco es que lo abrigues con aquello.
Lo mejor no es que le des purés.
Lo mejor tampoco es que le des trozos.
Lo mejor no es lo que te dice tu madre.
Lo mejor tampoco es lo que te dice tu amiga.
Lo mejor no es que esté con una niñera.
Lo mejor tampoco es que vaya a la guardería o esté con abuelos.
Lo mejor no es que siga ese tipo de crianza.
Lo mejor tampoco es que siga ese otro estilo de crianza.

¿Sabes lo que es realmente lo mejor?

Lo mejor eres tú

 El texto de Jaione Yabar ha revolucionado la forma de saber qué es lo que necesita la crianza de los hijos FUENTE: flickr.com

El texto de Jaione Yabar ha revolucionado la forma de saber qué es lo que necesita la crianza de los hijos
FUENTE: flickr.com

Con esta bonita forma de ver la crianza de los hijos, la autora original del texto Jaione Yabar, creadora del blog ‘Más allá del Rosa o Azul’ y madre de dos hijos, ha conseguido revolucionarnos a todos. La historia comenzó a convertirse en viral cuando la foto de dicha hoja en la que aparece una lista de que es “lo mejor…” para una madre primeriza fue subida al perfil de Facebook ‘Partos múltiples’ el día 16 de febrero, desde donde fue compartido más de 10.000 veces. Y es que el mensaje no podría ser más poderoso y cuánta verdad recogía en sus líneas.

Ahora que se acerca el Día de la Madre, puede ser un bonito regalo que ofrecerle para esa fecha tan especial, tanto si ya es mamá como si lo va a ser pronto. Podéis imprimirlo, ponerle un bonito marco, y así­ que lo tengan presente en cada momento, porque efectivamente, lo mejor para tu bebé siempre eres tú: su madre y su padre.

En Skip Hop dedican mucha pasión en pensar, diseñar y desarrollar productos para empaparlos de felicidad. Y, una vez más, me sorprenden con estos Zoo Cubos para jugar durante el baño de los más pequeños. La marca, que siempre está cuestionando las funcionalidades, la forma y el diseño de sus accesorios, me llama especialmente la atención por esa pasión inagotable que tiene de diseñar productos inteligentes para padres, bebés y niños. Y, de nuevo, lo ha vuelto a conseguir con este juguete de Baño Zoo Buckets.

ZOO Cubos de Skip para apilar y verter agua en la bañera FUENTE: chupetitos.com

ZOO Cubos de Skip para apilar y verter agua en la bañera
FUENTE: chupetitos.com

Como podéis ver en la fotografía, se trata de unos cubos para apilar y verter en la bañera. Bueno, concretamente, para apilarlos, llenarlos y poder verter el agua, mientras pasan un rato de lo más divertido. Estos cubos de fácil agarre, llenos de color  y con un tamaño perfecto para sus pequeñas manos, proporcionan diversión durante la hora del baño, mientras ayudan a desarrollar las habilidades motoras de nuestros hijos e hijas.

Los niños pueden vaciar el agua con tres distintas formas de vertido y, cuando se ha acabado el baño, como os digo, tan sólo hay que apilarlos y guardarlos. Estoy segura de que a los niños les encantará, pero es que a mi, personalmente, también.

Los Zoo Cubos para jugar durante el baño son aptos para bebés a partir de 9 meses y en cada uno de ellos se encuentran los característicos personajes y animalitos Zoo de Skip Hop. El pack está compuesto por cinco cubos con tres efectos de vertido distintos, libres de PVC y Ftalatos y con las siguientes medidas: 9 centímetros de largo x 9 centímetros de ancho y 5 centímetros de alto. Su precio, en Chupetitos, 14,99 euros, IVA incluido.
Con los cubitos, los niños pueden vaciar el agua con tres distintas formas de vertido FUENTE: chupetitos.com

Con los cubitos, los niños pueden vaciar el agua con tres distintas formas de vertido
FUENTE: chupetitos.com

Sin duda, se trata de un juego de baño para que los más pequeños experimenten e interactúen con el agua; al tiempo que les ayudan a disfrutar del baño diario y reforzar los hábitos de aseo saludables sin cansarse ni aburrirse. Se acabó eso de que la hora del baño es un rollo porque corta el momento de diversión de todo el día. O se acabó eso de que ya están cansados de los clásicos patitos de goma para jugar. Una buena idea es darles estos cubos que no están porque se van a divertir más y van a hacer que pasen un baño muy agradable.
Lo mejor que podemos hacer para seguir incentivándoles es hacer del baño una hora para jugar porque ellos jamás se niegan a jugar y con los Zoo Cubos de Skip Hop tenemos garantizado, además, que se metan en la bañera enseguida. De los padres depende muchas veces que el baño de nuestros hijos sea lo mejor del día y con estos cubitos de Skip Hop lo vamos a conseguir.
¿Qué os parecen? ¿Os gustan?

Una nueva forma de crianza que está consolidándose en España son las madres de día, profesionales tituladas que cuidan de un máximo de cuatro bebés en sus propias casas, mientras los padres trabajan. Se están convirtiendo, poco a poco, en una alternativa a las guarderías y están afianzando un modelo típico en Europa, aunque polémico por no estar aún regulado.

Generalmente son mujeres, pero también hay hombres que se dedican a esto. Se trata de una figura muy arraigada en el extranjero: en Alemania se llaman tagesmütter, en Inglaterra childminder y en Francia assistante maternelle. En estos países su trabajo sí está regulado e incluso hay ayudas públicas para costear el servicio.

Las Madres de Día se están convirtiendo en España en una alternativa a las guarderías y escuelas infantiles FUENTE: pixabay.com

Las Madres de Día se están convirtiendo en España en una alternativa a las guarderías y escuelas infantiles
FUENTE: pixabay.com

En España, la situación es muy diferente: las madres y padres de día no están regulados a nivel estatal, sólo existen normativas en la Comunidad de Madrid y en Navarra. Y esta situación de “alegalidad” está generando una considerable incertidumbre y ha movido a las madres de día a organizarse en asociaciones y establecer normas para autorregularse.

Una de las entidades más activas es Red Madres de día, que en su web establece los requisitos básicos que deben cumplir las personas que quieren ser madres de día:

-Tener un hogar adecuado y seguro para niños de 0 a 3 años.

-Contar con formación en educación infantil, pedagogía y psicología.

-Cuidar en su hogar a un máximo de 3 ó 4 niños menores de 4 años.

-Ofrecer un programa de educación y desarrollo que estimule a los niños.

-Estar dadas de alta en el régimen de autónomos o como empleada del hogar.

Esta asociación también ofrece cursos y prácticas para convertirse en madre de día. Sin embargo, conviene aclarar que estos estudios no tienen carácter oficial ni tampoco hay un control público fuera de las dos únicas comunidades que han regulado el sector.

Las madres de día dan gran importancia a las experiencias afectivas de los niños y a la crianza con apego FUENTE: pixabay.com

Las madres de día dan gran importancia a las experiencias afectivas de los niños y a la crianza con apego
FUENTE: pixabay.com

Por lo tanto, los padres no tienen ninguna garantía sobre la preparación y la labor que realizan las personas a cuyo cargo dejan a sus hijos, más allá de la confianza que les generen o las recomendaciones de otros usuarios. Otro inconveniente de las madres de día a tener en cuenta es su coste, más alto que el de una escuela infantil al tratarse de grupos reducidos y no existir subvenciones ni ayudas públicas. Por norma general suele situarse entre 300 y 500 euros, aproximadamente. A cambio, las madres de día ofrecen una atención más personal que en una guardería con ocho o diez niños.

Además, ese “amor de madre” que prestan se traduce en cosas muy concretas, como mucho contacto físico, mucha presencia, muchas ocasiones de atención no dividida, atención continua hacia sus necesidades, escucha a sus señales, contacto visual, determinados tonos de voz y determinada forma de tocar en los cuidados diarios, cierto tipo de lenguaje, ser tenido en cuenta en sus características particulares, etc, etc. En definitiva, todo lo que de forma natural surge de cualquier mujer que se permite entregarse a su instinto de madre.

Cada madre de día tiene su propia tendencia pedagógica. Aún así, por norma general suelen ser afines a la pedagogía respetuosa de los ritmos de desarrollo de cada niño, dando gran importancia a las experiencias afectivas de los mismos y a la crianza con apego.

¿Os habéis planteado llevar a vuestro bebé a una madre de día? ¿Lo haríais o preferís las guarderías?