Archive for agosto, 2017

Para los bebés, pasar de tomar solo leche materna o de fórmula a incorporar alimentos sólidos es un paso muy importante. Si has empezado con la alimentación complementaria y tu peque se niega a abrir la boca para tomar las papillas, es momento de que leas los siguientes consejos que te vamos a dar.

A principio, es normal que el bebé FUENTE: flickr.com

Al principio, es normal que el bebé muestre rechazo a las papillas por el destete
FUENTE: flickr.com

En primer lugar, considera que las recomendaciones actuales de la OMS son las de alimentar con leche materna exclusivamente hasta los seis meses, y no introducir los alimentos sólidos antes de ese momento (a no ser que el pediatra lo indique expresamente por una necesidad puntual de tu bebé). Sin embargo, hasta hace muy pocos años, a los bebés se les alimentaba desde mucho antes. Si has comenzado a ofrecer alimentos a un bebé de 4 meses o menos, por recomendación de tu madre o de tu suegra, es posible que aún tu pequeño no esté listo para comer.

Además de su edad, las señales de que sí puede comer alimentos sólidos son: que muestre interés por la comida, que pueda mantenerse sentado de manera erguida y que pierda el reflejo de extrusión (lo que lo lleva a escupir cualquier alimento que entre en su boquita).

Si, por el contrario has empezado cuando toca, la segunda cuestión que debes hacer es no insistir. Ten en cuenta que las dificultades que un bebé encuentra al inicio del destete no son pocas, y no sólo tienen que ver con las nuevas características de la comida, sino que también están relacionadas con la forma de tomarla. Habituado al calor del pecho o al biberón blandito, el pequeño se encuentra de buenas a primeras con una cuchara. Además, para comer, no sólo tiene que succionar, sino que debe improvisar complicadas acrobacias con la lengua y el paladar y tragar. Si lo piensas un momento, es más que normal que rechace la nueva comida.

Algunos bebés rechazan las papillas cuando sienten trocitos en ellas. Necesitan comenzar a alimentarse con purés bien homogéneos, lo más líquidos posibles, y después de un tiempo comienzan a incorporar alimentos más espesos. Así que hacer ls papillas más líquidas puede ser una buena opción para empezar.

Otro truco que no suele fallar es el de dar a probar a tu bebé diferentes texturas (en forma de trocitos de fruta, pan, galletas, etc.) para ver cuáles le producen menos rechazo. Eso, antes de empezar con las papillas, claro. Tocar diversos alimentos sólidos con su mano y probar su textura, poco a poco, hará que el bebé supere sus reservas iniciales y empiece a aceptar las papillas, cuando éstas lleguen.

Otro consejo que os damos es que seáis conscientes de que comer a la fuerza, no es bueno ni gusta al bebé.  Es importante que el momento de la comida sea agradable. En ese sentido, a veces ayuda escuchar música, hablar al bebé, jugar con él, mientras despacio vas introduciendo los alimentos en su boca. También puede servir que el pequeño os vea comer a los mayores, para que así procure imitaros, y que tenga su vajilla propia, con su plato, su cuchara y su tenedor. Y si, además, es una vajilla divertida y llena de color o con dibujos originales, más agradable será la hora de comer. Podéis probar con una de las que tenemos en nuestra web de Chupetitos: el Set de Comida Zoo Zebra, que incluye un plato y un bol. Está realizado en melanina duradera y apta para poner en el lavavajillas. El plato con dos compartimentos para separar los alimentos y como veis, es de colores vivos y las caritas alegres de los personajes animan a la hora de comer.
El Set de Comida Zoo Zebra incluye un plato y un bol FUENT: chupetitos.com

El Set de Comida Zoo Zebra incluye un plato y un bol
FUENT: chupetitos.com

Por último, no olvides que si tu bebé aún toma suficiente leche materna o de fórmula y está aumentando bien de peso, no deberías alarmarte. La alimentación complementaria cumple con el objetivo de presentarle los alimentos más que de nutrirlo, ya que para ello la leche basta todavía a esta altura. Por ello, nunca deberías obligar a un bebé a comer.

Si tu bebé de meses rechaza la alimentación complementaria, no lo fuerces: espera unos días, vuelve a intentarlo más adelante. De lo contrario, lo único que conseguirás será construir una asociación negativa con el momento de la comida.

Con la llegada, ya cada vez más cercana, de la vuelta al cole, empezamos a pensar en los almuerzos y las meriendas de los más pequeños que van a la guardería. ¿Cuál es la mejor bolsa para que no se estropee lo que les ponemos? ¿Y los zumos y el agua, para que se mantengan frescos? En estos casos, es importante que tengamos en cuenta la logística, de manera que nuestros peques lleven los alimentos que vayamos a darles y que vayan a consumir en buen estado y como recién elaborados.

Las bolsas nevera para la merienda tienen diseños de divertidos animales que encantan a los más peques FUENTE: chupetitos.com

Las bolsas nevera para la merienda tienen diseños de divertidos animales que encantan a los más peques
FUENTE: chupetitos.com

Para ello, lo mejor es recurrir a una bolsa nevera, una bolsa térmica que conserve los alimentos frescos y resulte muy fácil de transportar por los niños. Una de las más prácticas es la bolsa nevera personalizable que llega de la mano de Skip Hop Zoo, con diseños de divertidos animales que encantarán a los más peques. En la web de Chupetitos, tenemos varios modelos a muy buen precio y podéis encargar su personalización con el nombre de la niña o el niño en la parte delantera. Además, tiene en su interior una etiqueta para escribir.

Se trata de unas bolsas nevera, ideales para la merienda, libre de PVC, BPA y Phthalate. Son perfectas para mantener fríos y calientes los alimentos y las bebidas. Disponen de una malla interior con forma de bolsillo que podéis utilizar, por ejemplo, para guardar los cubiertos u otros objetos.

Estas bolsas nevera portátiles o bolsas isotérmicas son espaciosas: miden 20 centímetros de ancho y 25 centímetros de alto. Además, el asa superior tiene un cierre de clip que permite engancharlo con mucha facilidad a otra bolsa o al carro. Además, sólo pesa 68 gramos.

Las bolsas isotérmicas de Skip Hop son perfectas para mantener fríos y calientes los alimentos y las bebidas FUENTE: chupetitos.com

Las bolsas isotérmicas de Skip Hop son perfectas para mantener fríos y calientes los alimentos y las bebidas
FUENTE: chupetitos.com

Estéticamente son muy bonitas y disponen de muy buenos remates en la tela y en las costuras. Caben perfectamente los bocadillos y los zumos y el agua, o algún que otro tupper con fruta. Se limpian muy bien, a mano, y utilizando tan sólo un trapo húmedo.

Estas divertidas bolsas nevera son perfectas para que los peques más molones las lleven al cole o a la guardería. Y, desde luego, tiene unos diseños tan bonitos que ¡es difícil no quererlos todos! Si os habéis fijado bien, todos son diseños con caras de animales, claro, porque en Skip Hop saben que a los niños les encantan.

¡Ya no hay excusa para no llevar la merienda a la guardería en perfecto estado o… ¿por qué no? para salir de excursión con el cole a disfrutar con los amigos y a comer al aire libre!

Cualquiera que sea su nombre (Osito, Lulú, Peluchín, Pepito…), siempre hay un muñeco, peluche u doudou con el que el bebé no puede dormirse sin abrazarlo y que lo lleva a todas partes: a la guardería, de paseo, a casa de los abuelos… Es ése que le sirve para tranquilizarse y que es su amigo inseparable. Pero, ¿por qué es así? ¿Por qué los bebés tienen un peluche favorito y si lo pierden o hay que lavarlo montan un drama?

Conejo lapidou con grandes orejas para que lo abrace el bebé FUENTE: chupetitos.com

Conejo lapidou con grandes orejas para que lo abrace el bebé
FUENTE: chupetitos.com

Tener cerca ese objeto de apego le aporta al bebé un bienestar solo comparable al regazo de papá o mamá. Porque lo que ese muñeco, peluche o mantita representa para el pequeño no es otra cosa que todo lo bueno de mamá y papá juntos (amor, seguridad, entretenimiento…), pero en formato de bolsillo; es decir, disponible cuando le apetezca. Por eso, es mano de santo para mantener la calma en los momentos de enfado o estrés (una visita al médico, un disgustillo…) o también a la hora de irse a dormir.

En su peluche favorito, el bebé deposita sus emociones, sintiéndose más aliviados con su cercanía. Normalmente, ese apego se genera, por lo general, en la vida de los bebés entre los cinco meses y el primer año de vida. Entre todos sus peluches, elige uno (y no necesariamente el que nos parece más bonito). El bebé tiene sus propios criterios: su peluche preferido debe ser suave, agradable al tacto y al mordisqueo, y tiene que oler a mamá y a su universo familiar. Es inútil, pues, querer influirle para que elija este u otro peluche. Él tendrá la última palabra.

El peluche favorito del bebé tiene un papel fundamental: es el primer objeto que posee realmente. Su función es hacer la transición entre su burbuja familiar y el mundo exterior, entre lo real y lo imaginario, entre la presencia y la ausencia. Por eso se denomina “objeto transicional”, término acuñado por Donald Winnicott, pediatra y psicoanalista británico. El peluche preferido te sustituye cuando no estás. Permite, así, que el bebé se tranquilice cuando va a la guardería o está con la niñera.

Doudou Clay Monkey de Happy Horse con opción para personalizar FUENTE: chupetitos.com

Doudou Clay Monkey de Happy Horse con opción para personalizar
FUENTE: chupetitos.com

Es importante que reconozcamos el valor de este objeto para vuestros hijos, por eso en ningún caso debes hacerlo desaparecer. Incluso cuando penséis que ya no le hace caso, o si le veis demasiado mayor, o porque no nos apetece ir cargado de él a todos los sitios. En muchos casos no necesitan jugar con él o llevarlo encima, pero el simple hecho de saber que está ahí, esperándole, les da motivos para sentirse seguros.

Ahora bien, piensa también que sólo tu bebé decidirá el momento oportuno para dejar su peluche preferido, por lo general entre los 3 y los 6 años. Si tiene más de 6 años y aún sigue aferrado a su peluche o su muñequito, hazle entender que ya es mayor, que puede guardarlo en la habitación pero que tal vez ya ha pasado el momento de cargar con él a todas partes.

La esterilización de biberones, chupetes y otros utensilios del bebé es importantísima para la salud de los más pequeños, ya que cuando nacen están expuestos a muchísimos gérmenes y bacterias que pueden provocarle infecciones y problemas subyacentes. Mantener una correcta higiene de los chupetes y biberones que se vayan a utilizar es crucial y hay diversas razones para hacerlo.  Incluso, si los biberones o chupetes son nuevos. ¡Te las contamos!

Esterilizar chupetes y biberones es crucial para evitar enfermedades, cuando el bebé es pequeño FUENTE: youtube.com

Esterilizar chupetes y biberones es crucial para evitar enfermedades, cuando el bebé es pequeño
FUENTE: youtube.com

1.- En primer lugar, por algo tan fundamental como básico: cuando el bebé es aún pequeño, sus defensas inmunitarias no están totalmente desarrolladas, de manera que no esterilizar sus utensilios o no lavarlos correctamente puede derivar en infecciones intestinales, así como otras afecciones relacionadas.

Existen varias maneras de esterilizar los biberones o los chupetes del bebé, pero antes de que optes por alguna de ellas, siempre es conveniente lavar previamente con agua caliente y jabón muy minuciosamente los chupetes y biberones con un cepillo y darle la vuelta a las tetinas de los biberones, para arrancar cualquier resto de leche que haya quedado pegada.

2.- En segundo lugar porque las bacterias más dañinas para un bebé se pueden transferir desde las manos de las personas adultas o los restos de leche acumulados en biberones y chupetes. Un lavado a fondo de nuestras manos y de los utensilios de succión y alimentación del bebé ayudarán a reducir este riesgo, y la esterilización garantizará que se elimine cualquier bacteria que haya podido permanecer ahí.

3.- En tercer lugar porque podría sufrir con más intensidad enfermedades como amigdalitis, faringitis, afecciones bucales, o gastroenteritis. De hecho, en la actualidad, la diarrea de los lactantes es un motivo habitual de consulta pediátrica y de hospitalización en Europa. La gastroenteritis se ocasiona por la invasión de gérmenes en la mucosa digestiva. Para evitar esto, o al menos disminuir el riesgo de infección, no sólo es conveniente vigilar la higiene de los alimentos que va a tomar, sino que es importante esterilizar los biberones y las tetinas de tu bebé, puesto que están en contacto directo con su boca.

Las bacterias más dañinas para un bebé se pueden transferir a través de los restos de leche acumulados en biberones y chupetes FUENTE:

Las bacterias más dañinas para un bebé se pueden transferir a través de los restos de leche acumulados en biberones y chupetes
FUENTE: pxhere.com

Así que, conocidas las tres razones principales por las que debes esterilizar chupetes y biberones, ten en cuenta, además, los siguientes factores:

  • Un biberón que se ha esterilizado, dura esterilizado de 4 a 6 horas, ya que al entrar en contacto con el medio ambiente comienza a contaminarse de nuevo.
  • Después de usar el biberón y las tetinas, conviene lavarlo con agua y jabón para evitar que los residuos que hayan quedado se queden pegados. Es importante que queden muy bien enjuagados.
  • Para facilitar la labor de lavar el biberón y los chupetes sin que quede algún resto, conviene que utilices un cepillo.
  • Si quieres secar el biberón o el chupete esterilizado antes de guardarlo, es preferible que utilices un trapo exclusivo para usarlo en los biberones y chupetes del bebé y así evitas que haya alguna transferencia de grasa de los otros trapos que usas.
  • Guarda los biberones, tetinas y chupetes esterilizados en un tupper u otro lugar, pero que sea específico para ellos. Se mantendrán higiénicos por más tiempo y evitarás que el polvo entre en contacto.
  • A partir de los cuatro meses, tu pequeño querrá llevárselo todo a la boca. Aun así, no está de más que sigas esterilizando el biberón y los chupetes para evitar que algún resto que haya quedado de leche o de sus zumos pueda generar gérmenes.

Son muchas las famosas que están luciendo barriguita de embarazada este verano. Lucen guapas y espléndidas en la mayoría de portadas de las revistas del corazón, salen haciendo poses casi imposibles y raro es el día en que no aparecen en los programas propios de las celebridades hablando de los bebés que esperan, que ya son famosos, incluso sin tener que haber demostrado ni el más mínimo mérito.

Y es que son varias las celebrities que se encuentran en la recta final de su embarazo, por lo que tienen que hacer frente al calor de la temporada estival desde la playa, los yates o las terrazas haciendo gala de lo que están disfrutando del veranito y presumiendo de barriguita allá por donde van o han ido. En Chupetitos, hemos destacado una lista con las seis famosas que mejor lucen su embarazo este verano y es la siguiente:

1) Serenna Williams. Se trata de una de las deportistas de élite más importantes de los últimos tiempos. Por eso su embarazo ha sido seguido y aplaudido por la gran comunidad deportiva, especialmente del tenis, en todo el mundo. Serenna tiene 35 años y será su primer hijo. Lo está viviendo con tanta intensidad que no deja de alimentar las redes sociales con la evolución de su tripa.

La tenista Serenna Williams  está embarazada de su primer hijo FUENTE: flickr.com

La tenista Serenna Williams está embarazada de su primer hijo
FUENTE: flickr.com

2) Tania Llasera. La presentadora de televisión va ya por su segundo embarazo y, en esta ocasión, espera a una niña. Es así como la pequeña hará compañía a su hermano, Pepe Bowie, que nació en enero de este mismo año. Tania ya se encuentra en la recta final, así que de un momento a otro se recibirá la noticia de una nueva integrante en el mundo de las celebrities.

3) María José Suárez. La modelo y miss España ha tenido que esperar, después de varios intentos fallidos, a cumplir los 42 años para saber lo que es quedarse embarazada. Es así como lo está viviendo con gran intensidad y una especial ilusión. El bebé será un niño y ya han elegido nombre para él: Elías. Aunque para ella será su primer hijo, para su pareja, el empresario Jordi Nieto, será el cuarto.

4) Bar Refaeli. El mundo de la moda vuelve a abrir sus puertas a un bebé fruto del más exquisito glamour. La modelo israelí de 31 años luce su barriguita este verano para traer al mundo a su segundo bebé. La modelo ya tiene una niña llamada Liv, que tiene un año de edad. El sueño de Bar es montar una gran familia y, como siga así, sin duda que lo va a conseguir muy pronto.

5) Tamara Gorro. La colaboradora de televisión está viviendo con gran ilusión su primer embarazo, aunque se trata de su segundo hija. Su primera niña, Shaila, fue con vientre de alquiler, ya que la joven no conseguía quedarse embarazada. En esta ocasión, lo ha podido conseguir y viene de camino un varón, al que pondrá el nombre de Antonio.

La novia de Cristiano Ronaldo luce embarazo para la revista Hola FUENTE: Instagram @holacom

La novia de Cristiano Ronaldo luce embarazo para la revista Hola
FUENTE: Instagram @holacom

6) Georgina Rodríguez. Ni de la televisión, ni del cine, ni del deporte, esta joven aragonesa era una total desconocida hasta hace unos días. Claro que no hay nada mejor que convertirse en la novia de una gran celebridad para conseguir la fama de inmediato. Y es que Georgina es la flamante novia de Cristiano Ronaldo y que, además, ha conseguido quedarse embarazada del famoso futbolista. Para ella será su primer hijo, pero para el delantero, el cuarto.

No hay nada mejor que un reconfortante baño para que nuestro bebé se relaje. A parte de sus cremitas para cuidar la piel, también debemos tener cuidado a la hora del secado. La piel de los pequeños es delicada, por eso la elección de materiales y la calidad de las toallas de baño son elementos fundamentales para garantizar su seguridad y confort. Te invitamos a leer este post de hoy y elegir la toalla de baño ideal que te servirán para hacer un regalo, para tu propio bebé o para organizar eventos como babyshowers.
toalla-zoo-owl-1

La toalla Zoo Owl aporta seguridad y confort a tu bebé FUENTE: chupetitos.com

Con esta toalla de baño personalizada que te mostramos,  tu bebé sentirá la suavidad y se secará al instante. Se trata de la toalla con capucha Zoo Owl de Skip Hop con la entrañable caras de un búho que hace que secarse después del baño sea un cosa divertida. Realizada en 100% algodón super absorbente y con detalles bordados, resulta muy suave y agradable para la piel de tus pequeños. Se puede lavar sin problemas en la lavadora (ojo, no lavar a más de 30º de temperatura ni usar lejías ni blanqueantes) y sus dimensiones son perfectas, 86 x 86 centímetros.
Este tallaje puede diferir algo con respecto a la ropa, pero lo importante es que está pensado para envolver por completo al bebé y para que no tenga frío. Además, el hecho de que lleve capucha es un extra añadido de vital importancia, ya que evita que el pelo mojado quede expuesto al aire tras el baño. La totalla de baño puedes personalizarla con el nombre de tu peque, mediante un bordado en la esquina de abajo, que se hace en color rojo, y con un máximo 12 caracteres.
La totalla de baño puedes personalizarla con el nombre de tu peque, mediante un bordado en la esquina de abajo FUENTE: chupetitos.com

La totalla de baño puedes personalizarla con el nombre de tu peque, mediante un bordado en la esquina de abajo
FUENTE: chupetitos.com

En Chupetitos hacemos de esta manera la personalización de las toallas de baño infantiles porque el bordado es la técnica de personalización por excelencia para los bebés. No afecta la forma de las toallas y las posibilidades de diseño son fascinantes. Además, no hay que olvidar que la elección de la toalla de baño del bebé es una decisión delicada a la que es necesario poner atención. Especialmente en sus primeros 6 meses de vida. Durante esta etapa, la piel es 5 veces más fina que la de los adultos. El pequeño está expuesto a irritaciones, resequedad, infecciones, enrojecimiento o alergias del recién nacido. Todo lo que entre en contacto con ellos debe ser suave, natural y de buena calidad como es el caso de la toalla Zoo Owl de Skip Hop.
Las toallas para bebés son mucho más que meros complementos para secar a nuestros pequeños: son una segunda piel que les debe abrazar y dar calor cuando salen del baño. Y si la prefieres para ir la playa, para la ducha, para ir a la guardería o para una guerra de globos de agua… ¡también puedes probarla! ;-)