Etiquetado en las publicaciones ‘consejos’

Las vacaciones han llegado a la recta final y el lunes que viene, nuestros peques estarán de nuevo en el colegio. Dejar atrás el verano y volver a madrugar puede ser un poco costoso al principio. Este retorno puede resultar en ocasiones algo costoso para muchos niños, pero si sigues estos consejos que te vamos a dar, seguro que les haces más fácil la vuelta al cole.

1.- Retomar horarios y rutinas desde ya mismo. Lo ideal es procurar que la vuelta a las rutinas y horarios sea paulatina y lo menos brusca posible. Cambiar el horario más laxo y relajado propio de las vacaciones por el que empezarán a vivir en unos días, es fundamental: volver a las rutinas, cenar antes, acostarse más pronto, levantarse más temprano, sin necesidad de levantarles ya a las 7 de la mañana, pero sí comenzar a regularizar el propio reloj biológico, para adaptarse a la vuelta al cole.

Lo ideal es procurar que la vuelta a las rutinas y horarios sea paulatina y lo menos brusca posible FUENTE: wikipedia.org

Lo ideal es procurar que la vuelta a las rutinas y horarios sea paulatina y lo menos brusca posible
FUENTE: wikipedia.org

2.-Hablar con los niños y hacerles sentir tranquilos y seguros. Este punto es también imprescindible porque lo normal es que les surjan emociones contradictorias. Ha sido mucho tiempo el que han estado desconectados del colegio y resolverles las posibles dudas que se planteen y tranquilizarles les reconfortará mucho para empezar con alegría y fuerza. Para ello, es necesario recordarles todas las cosas buenas que tiene la vuelta al cole como, por ejemplo, estar y jugar con sus amigos todos los días, aprender cosas nuevas, hacer deporte…

3.- Preparar el material nuevo para el curso con los niños. Ir a comprar la mochila nueva, cuadernos, lápices o incluso ropa… les genera ilusión y ganas de disfrutar del nuevo curso. Sentirse partícipes de la preparación del nuevo curso les hace protagonistas de la historia y les ayuda a no generar ansiedad con la vuelta al colegio.

4.- Hacer cosas divertidas con los niños al llegar a casa después del cole. Aprovechad que todavía estamos en verano para una vez vuelven de las aulas, jugar con ellos en el parque, hacer alguna excursión, salir a pasear, a montar en bici…

Preparar el material nuevo para el curso con los niños les hace sentirse motivados para empezar el colegio FUENTE: flickr.com

Preparar el material nuevo para el curso con los niños les hace sentirse motivados para empezar el colegio
FUENTE: flickr.com

5.- Evitar al principio del curso demasiadas tareas de casa y actividades extraescolares. Es mejor que nuestros peques se vayan adaptando poco a poco. No es bueno ni recomendable sobrecargarles al comienzo del cole con demasiadas obligaciones extra. Un mes idóneo para estas cosas sería el mes de octubre, porque han tenido septiembre para familiarizarse con las rutinas propias de la vuelta al cole.

Como podéis ver, el objetivo es conseguir que los niños se centren en los puntos positivos. Por cierto, esto también nos vale a los adultos para nuestra particular “vuelta al cole”. Y no olvidéis nunca, por favor, que para afrontar nuevas etapas, debéis tener siempre la mejor de las sonrisas. Eso es lo que deben de percibir los niños en todo momento. Si a su alrededor solo escuchan negaciones de nosotros los adultos o que no queréis acabar las vacaciones ni volver al trabajo, ellos adoptarán por imitación, esa misma actitud negativa con respecto a la escuela. Y no es bueno, hay que motivarlos para volver a la escuela, porque, al final, ellos lo están deseando ;-).

Cuando estamos embarazadas y conforme van pasando los meses, tenemos más ganas de verle la carita a nuestro bebé. Tenemos la canastilla preparada, el nombre escogido y hasta le hemos comprado su primer chupete y sus pañales. Sin embargo, la recta final hacia el momento del parto no siempre la afrontamos con la misma serenidad: muchas mamás, especialmente las primerizas, podemos sentir un cierto temor o miedo hacia el momento del parto.

Infórmate con tu médico de todas las dudas que tengas para eliminar los miedos  FUENTE: Wikimedia Commons

Infórmate con tu médico de todas las dudas que tengas para eliminar los miedos
FUENTE: Wikimedia Commons

Los expertos consideran que es muy importante llegar al parto sin miedos, porque sólo así estarás menos tensa, los músculos los tendrás más relajados y, por tanto, podrás conseguir que el dolor y las molestias disminuyan. Por eso, es bueno que consultes  al médico o a la matrona todas las dudas que tengas, desde las más simples hasta las más embarazosas, porque supone un primer paso hacia tu propia tranquilidad y la de tu bebé. Pero, si quieres unos sencillos consejos para llegar al parto sin miedo, echa un vistazo a estos:

1.- Infórmate muy bien. Un punto clave para terminar con los miedos típicos es contar con toda la información necesaria. En el caso del miedo al parto, como futura mamá que eres conoce las distintas etapas del parto, conoce cómo son las contracciones verdaderas y aprende a distinguirlas de las que no lo son. Que te expliquen bien cómo se realiza una cesárea. Consulta con tu equipo medico acerca de las complicaciones que podrían surgir en un parto y las distintas soluciones que existen para cada caso.

Una duda frecuente suele ser siempre el uso de la epidural, es muy importante que tengas toda la información necesaria respecto a ese tipo de anestesia, una muy buena opción que aliviará el dolor del parto.

2.- Ten una buena comunicación. Cuando se tiene una buena comunicación y diálogo con tu médico gran parte de los temores desaparecerán. Además, deberás conversar con tu familia, pareja y amigos tratando de obtener información objetiva. Puede suceder que cada persona te cuente como fue su parto exagerando o asustándote más de lo que ya estás, pero aprende a diferenciar cuál es la información que te ayuda y cuál no.

3.- Evita los pensamientos negativos. Evita los sentimientos pesimistas. Realiza los estudios que te aconseja el médico para poder tranquilizarte. Solo un muy pequeño porcentaje de los bebés recién nacidos presentan problemas.

4.- Cuenta con una buena preparación física. Recuerda siempre lo importante que es realizar una rutina de ejercicios aprobada por tu médico, especialmente los que ayuden a fortalecer los músculos de las piernas y los glúteos. Así podrás estar en forma en el momento del parto.

Evitar los pensamientos negativos y los sentimientos pesimistas ayuda a perder el miedo al parto FUENTE: flickr.com

Evitar los pensamientos negativos y los sentimientos pesimistas ayuda a perder el miedo al parto
FUENTE: flickr.com

5.- Piensa de forma realista pero siempre en positivo. Es muy importante que a lo largo del embarazo te mantengas optimista. Está comprobado que quienes tienen pensamientos pesimista tienen partos más dolorosos. Si tienes buenos pensamientos podrás liberar mayor cantidad de oxitocina, una hormona que te ayuda a olvidar el dolor y conectarte con el bebé de la mejor forma posible.

6.- No temas al parto prematuro. Si el parto se adelanta también podrás sentir cierto temor e incertidumbre, pero este es otro momento clave en el que deberás tener confianza en tu médico, él hará lo mejor para ti y para tu pequeño. Ten en cuenta que solo el 10% de los partos se adelantan a la fecha prevista, sólo es importante que hayas llevado un buen control durante la gestación y que el bebé tenga buenos controles al nacer y en sus días posteriores.

El parto es el gran momento de todo tu embarazo. No lo olvides. No tengas temor y piensa que por fin vas a ver la cara de tu bebé.

Para que un bebé nazca totalmente sano y sin complicaciones, es necesario llevar un embarazo saludable y bien cuidado y seguir unos cuidados prenatales adecuados. Si bien hay contratiempos que no se pueden evitar, también es cierto que hay otros que pueden llegar a partir de malas prácticas, descuidos o rutinas poco recomendables a lo largo de la gestación. Por eso, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha tomado cartas en el asunto y ha creado una nueva serie de recomendaciones con el fin de tener un embarazo más saludable y sin complicaciones.

Dichas recomendaciones las ha dado porque, según los datos de los que disponen los organismos oficiales, a pesar de encontrarnos en pleno siglo XXI, el año pasado 300 mil mujeres embarazadas murieron; 2,7 millones de bebés fallecieron antes de cumplir el mes; y unos 2,6 millones lo hicieron antes de nacer. O se toman medidas como estas o la situación se puede agravar porque, a su vez, la OMS ha comentado que una atención de salud de calidad durante el embarazo y el parto puede evitar muchas de estas muertes, a pesar de que, aún, solamente el 64% de las mujeres recibe cuidados prenatales cuatro o más veces durante el embarazo.

Realizar ocho visitas al ginecólogo es lo recomendable, según la OMS FUENTE: flickr.com

Realizar ocho visitas al ginecólogo es lo recomendable, según la OMS
FUENTE: flickr.com

Así, la OMS ha establecido las siguientes recomendaciones a las embarazadas para conseguir que nazcan bebés sanos:

1.- Acudir más al ginecólogo. Esta es la primera recomendación. Es necesario que nuestro médico tenga un seguimiento continuado del embarazo a lo largo de estos nueve meses, sobre todo, porque se pueden presentar cualquier tipo de complicaciones, no detectables a simple vista, y que pueden corregirse con ciertos cuidados.

En lugar de cuatro visitas a lo largo de la gestación, ahora nos recomiendan que se dupliquen. En total serían ocho visitas que corresponderían a las semanas: 12, 20, 26, 30, 34, 36, 38 y 40. Este seguimiento, más constante, ayudaría a reducir el número de partos peligrosos, así como de nacimientos prematuros. También establece que la primera ecografía se realice en la semana 24, momento en el que ya pueden aparecer ciertas anomalías en el bebé, así como calcular la fecha exacta de gestación.

2.- Llevar una buena alimentación. Es la segunda recomendación y también muy importante. Es importante que las embarazadas cuenten con el apoyo y el asesoramiento necesario para recomendarles una saludable dieta alimenticia. En ella no deben faltar determinados alimentos esenciales ricos en vitaminas y minerales fundamentales, ya que incidirán en la salud y desarrollo del bebé.

Está demostrado que dos elementos fundamentales para preservar la salud de la madre, y también garantizar la del bebé, es que no falten ni el ácido fólico ni el hierro, esto permite, además de un óptimo desarrollo físico y psíquico del niño, también evitar que la madre sufra anemia, se predisponga a partos prematuros o el bebé tenga poco peso al nacer. Por eso, es importante añadirlos a la dieta de la embarazada en forma de suplemento alimenticio.

Llevar una saludable dieta alimenticia en el embarazo es fundamental FUENTE: pixabay.com

Llevar una saludable dieta alimenticia en el embarazo es fundamental
FUENTE: pixabay.com

3.- Ejercicio y fuera hábitos nocivos. La OMS también se aconseja a las embarazadas que se vacunen contra el tétanos, ya que así se evitarán muchas muertes de bebés. Así como que realicen ejercicio moderado, salvo en embarazos de riesgo o que no sea recomendado por el médico, también es saludable para preservar la salud de la gestante y la del bebé, al mismo tiempo que fortaleces y tonificamos nuestro cuerpo. Y, por último, es necesario que se eliminen los hábitos nocivos como el tabaco o el alcohol, para ello se debe contar con profesionales que ayuden a la mujer en esta tarea.

La salud de las mujeres embarazadas durante toda la gestación es muy importante para evitar riesgos y conseguir que nuestros bebés nazcan sanos y no haya muertes prematuras. ¡Hagámoslo posible!

Es cierto que los bebés y los niños, habitualmente, están siempre riendo, durmiendo o comiendo y eso les produce un gran bienestar y felicidad. Pero claro, esto no siempre es una constante. Sin embargo, si ponemos en práctica  algunas pautas y nos esforzamos en su desarrollo, los niños pueden comenzar bien su día. Por eso, hoy quiero daros unos consejos para que el niño comience bien el día.

Empezar el día con buena actitud es fundamental para los niños FUENTE: pixabay.com

Empezar el día con buena actitud es fundamental para los niños
FUENTE: pixabay.com

1.- Ahora que muchos de ellos ya han empezado la guardería y dentro de unos días los más mayores empezarán también el cole, pensad que la hora de levantarse para ir al colegio es muy dura para ellos, sobre todo si no descansan correctamente. Así que, el primer consejo, es que los despertéis con muestras de cariño. Eso es muy importante.

Si no quieren hablar, no les hagáis tener una conversación en cuanto pongan un pie en el suelo, ya que eso sólo les pondrá de mal humor. Dejad que sean ellos los que os busquen y os pregunten cosas. A la hora de desayunar seguro que no paran de hablaros.

2.- El segundo consejo que os doy es que seáis optimistas, ya que esta actitud se contagia rápidamente en los niños. Es decir, que si vosotros sois optimistas, vuestros hijos también lo serán. Así que os recomiendo que evitéis los comentarios pesimistas a primera hora del día. Es más, si podéis evitarlos durante todo el día mucho mejor.

3.- Cuando estéis desayunando (es importante que desayunéis juntos siempre que podáis), comentadle los planes que vayáis a hacer con ellos por la tarde. Escuchar quién irá a por ellos después del cole, si irán al parque o a pasear o a jugar con algún amigo les pondrá de mejor humor para afrontar el día y sus clases.

Ser optimistas con los niños desde que se levantan es una actitud que se les contagia rápidamente  FUENTE: pixabay.com

Ser optimistas con los niños desde que se levantan es una actitud que se les contagia rápidamente
FUENTE: pixabay.com

4.- Os recomiendo también que dejéis el baño para la última hora de la tarde y que no los bañéis por la mañana, ya que eso significa que tendrán que levantarse mucho antes de la hora de entrada al colegio o a la guardería. Es preferible que los dejéis dormir un poco más y que los metáis en la bañera por la tarde, además, así también se relajarán después de todo el día.

5.- Si son presumidos y no llevan uniforme al colegio ni a la guardería, dejadlos que escojan la ropa que quieren llevar (siempre dentro de unos límites, claro está). No les obligues a llevar algo que no les guste o no quieran. También podéis dejar que escojan su almuerzo de vez en cuando, así aprovecharéis para educarlos sobre alimentación, que nunca viene mal.

Recordad que la mayoría de familias arranca el día con sus hijos e hijas sin tomar conciencia plena de lo importante que es una buena actitud. Crear malos hábitos que hagan que los peques vayan por la vida casi en piloto automático no es bueno. Es muy importante tomarse unos momentos antes de empezar el trajín diario para concentrarnos en nosotros, en nuestros hijos y en nuestros pensamientos. Así es más fácil afrontar el día contentos.

Y vosotros, ¿qué hacéis para que vuestros hijos empiecen bien el día? ¿Tenéis algún consejo más?

nino con piojos

Los niños pueden coger piojos independintemente de la higiene que lleven
FUENTE: freedigitalphotos.net

No falla. Es volver al colegio o a la guardería y el contagio de piojos en los niños es ya algo habitual. Por mucho que queramos evitarlo, incluso extremando la limpieza del cabello de nuestros hijos e hijas, resulta casi imposible que los niños salgan libres de esta invasión. Aunque no ocurre en todos los niños igual, algo que sigue estando envuelto en un gran misterio, pocos son los que se salvan cuando el contagio llega a un aula.

Así que no os extrañéis si junto a los libros y deberes para hacer en casa, los peques os entregan un papel de la dirección del centro escolar o del profesor o profesora del curso pidiendo vuestra colaboración para observar más detenidamente el cabello de vuestro niño porque “hay visitantes”.

Ante esta situación ¿qué podemos hacer? Pues sencillamente, seguir una serie de pautas para que la cosa no vaya a más. Por eso, hoy os dejamos algunos consejos que, quizás, os puedan servir.

  • Lo primero es, al menos una vez por semana, observar con detenimiento el cabello de tu hijo o de tu hija, sobre todo si ya te han advertido que en el colegio que se ha detectado algún caso o si ha aparecido algún otro caso dentro del entorno familiar. Una señal bastante fiable, es ver a los peques rascarse con frecuencia el cuero cabelludo.
  • Para que te sea mucho más fácil a la hora de detectarlos o eliminarlos, puedes usar una liendrera, es decir, un peine con unas púas especiales que al peinar a tus peques, saldrán con relativa facilidad. Las venden en las farmacias y grandes almacenes.
  • Siempre puedes preguntar a tu pediatra, pero en la farmacia te pueden informar sobre tratamientos, cada vez más eficaces, para prevenir el contagio. La mayoría de ellos deben utilizarse con el cabello seco, para que resulte más fácil y eficaz todo. Después, hay que lavar bien la cabeza y, sobre todo, aclarar bien el pelo. Para ello, os podéis ayudar de nuestra jarra de aclarado Moby.
jarra para enjuagar el pelo

La jarra de aclarado Moby asegura la dirección del chorro del agua
FUENTE: chupetitos.com

 

  • Es importante que avisemos a los niños para que no compartan ciertas prendas con los compañeros, especialmente si existe riesgo de contagio: gorros, diademas, sombreros, bufandas… ahí es donde suelen ocultarse estos temidos bichitos.
  • Si hemos tenido contagio y hemos conseguido acabar con los piojos de su cabello, ahora tenemos que lavar en profundidad la ropa, sábanas, toallas y todo aquello que haya podido estar en contacto con el niño infectado. Los piojos no soportan el calor, así que cuanto más caliente esté el agua de lavado, mucho mejor.
  • Los peines los lavaremos también con agua muy caliente y si han estado en contacto con objetos que no se pueden lavar, los meteremos en una bolsa cerrada durante 4 ó 5 días. De esta forma si ha quedado alguna larva acabará muriendo.

Esperamos de verdad que los consejos os sean de utilidad. Al menos, si no podemos impedir al 100% el contagio de piojos en los niños, que sea mucho más fácil acabar con ellos fácilmente.

Las primeras semanas con un recién nacido en casa suelen ser frenéticas, sobre todo si es tu primer bebé. Para ayudarte a disfrutar de este momento, hoy te vamos a descubrir cuáles son los cuatro cuidados básicos del recién nacido.

1.- Dormir

Tener una rutina es lo primero que te recomiendan. Y tiene su lógica. De esta manera acostumbras al bebé a que coma y duerma siempre a las mismas horas y anticipe y relacione lo que va a ocurrir.

Los bebés necesitan dormir mucho. Un recién nacido puede dormir hasta 16 horas al día, a veces incluso más. Pero lo hacen en intervalos cortos, de unas 2 a 4 horas. A medida que vayan creciendo, esos periodos aumentarán. Hay que tener paciencia mientras nuestro bebé se acostumbre a su nueva vida.

dormir el recien nacido

El bebé es necesario que coma y duerma siempre a la misma hora para ir creándole rutinas
FUENTE: freedigitalphotos.com

Dónde duerma nuestro bebé recién nacido es una cuestión personal. Ya sea en una cuna o un moisés hay ciertas reglas a seguir. Si duerme en una cuna, ésta debe cumplir todos los requisitos de seguridad: las medidas estándar son 120 x 60 centímetros, los barrotes deben tener un mínimo de 50 centímetros desde la superficie del colchón hasta el borde de la cuna y los espacios entre barrotes deben tener entre 4 y 7 centímetros para evitar que el bebé saque la cabeza y se lesione. El colchón debe ajustarse perfectamente al somier, sin que haya huecos en los laterales, en la cabecera y en los pies. Tampoco debe tener salientes, ni bordes cortantes para evitar que el recién nacido pueda engancharse la ropa. Los pediatras recomiendan no utilizar almohadas ni cojines por peligro de asfixia.

Si por el contrario, tu bebé recién nacido duerme en un moisés, asegúrate de que sea lo más estable posible y tenga un material acolchado por dentro para evitar lesiones al apoyarse en las paredes del moisés. El colchón debe ser lo suficientemente duro para que al apoyar al bebé no se hunda. Una de las ventajas del moisés es que es al ser más pequeño y fácilmente transportable, podrás tener a tu bebé recién nacido en tu habitación y así poder estar cerca cuando se despierte y tengas que darle de comer. La ventaja de la cuna es que son más grandes y funcionales y le servirá al bebé durante más tiempo.

En cualquier caso, tendrás que tener a mano un buen chupete por si en algún momento de la noche lo pierde y te lo pide.El chupete les ayuda de nuevo  conciliar el sueño.

2.-Vestir
A un recién nacido se le cambia la ropita varias veces al día. Por eso es importante que las prendas sean fáciles de poner y quitar. Sobre todo aquellas que permitan cambiar el pañal con facilidad. Aunque un bebé debe de dormir contenido, asegúrate de que las prendas no opriman al bebé. A medida que vaya creciendo y se empiece a mover, lo mejor es ponerle ropa que le permita la libertad de movimientos.
Por otra parte, no es recomendable sobre abrigar a tu bebé. Su temperatura es distinta a la nuestra.  Para comprobar si la temperatura de su cuerpo es normal, tócale la espalda o la barriguita en lugar de sus manos o pies, que tienden a estar más frías. Una buena opción es ponerle a tu bebé una capa más de ropa que la que llevas tu.
Evita ponerle prendas que tengan lazos y demasiados elementos decorativos. La ropa ha ser suave y hecha con fibras naturales. Cuando vistas a tu bebé, procura que la ropa se ajuste a él y no al contrario.  Para cambiarle, es mejor hacerlo en una cama grande o en un cambiador. Aprovecha este momento para crear recuerdos bonitos. Mírale, háblale y canta. Tu bebé aprenderá a responder al sonido de tu voz.

3.- Comer 

Los bebés comen a demanda y la leche materna es la mejor opción, siempre que se pueda, porque aumenta las defensas y ayuda al crecimiento y a un desarrollo saludable. Los bebés necesitan comer cada 2 ó 3 horas pero si estás amamantando, es difícil saber cuanto comen.

Un bebé recién nacido pierde el 5% al 8% de su peso la primera semana pero vuelven a cogerlo durante la segunda. Lo recomendado es darle de mamar durante 10 a 15 minutos por pecho. Si tu bebé parece satisfecho, le cambias los pañales unas seis veces al día, duerme bien y va cogiendo peso de manera regular, lo más seguro es que esté comiendo suficiente. Si tienes alguna duda lo mejor es consultar siempre con tu pediatra.

4.- Higiene

Los baños se han de realizar al bebé recién nacido a diario y hasta los 6 meses de edad, es conveniente que cuando los bañemos estén tumbados o semi-tumbados en agua tibia, a unos 37ºC más o menos. Igual de importante es secarlo bien cuando acabe el baño.

tijeras unas bebe

Set de Manicura De Luxe para bebés de la marca Nûby
FUENTE: chupetitos.com

Si has de cortarle las uñas, que no te dé miedo a pesar de sus dedos  diminutos porque es importante mantenerle las uñas cortas para evitar rasguños. Con unas tijeras pequeñas de punta redonda, aprovecha los momentos en los que está durmiendo para cortárselas. Te vendrá bien nuestro Set de Manicura De Luxe de la marca Nûby, que incluye un cortauñas infantil, unas tijeras con filos redondos para sus uñas pequeñas y una lima especial de plástico

¿Has descubierto algún truco sobre cómo vestir, dar de comer o dormir a tu recién nacido que quieras compartir con otros padres? Cuentanóslos, por favor.